0

La riqueza de la lectura compartida

Siempre quise pertenecer a este grupo.  Durante los cinco años que se reunió en el centro de formación del profesorado,  esos martes en que había sesión rabiaba detrás del mostrador de la librería por tener que estar en mi Bosque –este bosque que adoro por todo lo que me da- en lugar de rodeada de personas interesantes compartiendo sus lecturas.

Menos mal que mis otras brujas, Beatriz y Olalla, me lo contaban todo con pelos y señales: el éxito o fracaso de los libros propuestos, las intensas experiencias de lectura compartida en las aulas, las anécdotas, las risas.

Menos mal que ahora las tengo aquí y puedo disfrutar de esa red de lecturas tan enmarañada como las ramas de los árboles, que aporta tanta belleza y conocimiento, haciéndome crecer como profesional y como persona.

Una de las cosas que más me interesan de este grupo es la cantidad de conexiones con otras lecturas que surgen de la reseña de un libro.  Cuando nos reunimos, la dinámica es la siguiente: cada una de nosotras comenta su experiencia de lectura compartida –en el aula, en familia, etc. -de los libros que se ha llevado en préstamo la sesión anterior de la biblioteca de TresBrujas que tenemos en la librería. De la lectura más interesante (álbum ilustrado, novela o ensayo)  escribe una reseña, que se lee en voz alta.  A partir de este momento, las demás aportamos detalles de nuestra propia experiencia con el libro, o proponemos otras lecturas en diferentes soportes que estén relacionadas.

He aquí un ejemplo excelente que refleja muy bien la riqueza del proceso:  A partir de la lectura de Natalia C.V. de su reseña de Los pájaros- con banda sonora incluida-, Mirta nos aportó su propia experiencia de lectura, que más tarde reflejó en esta entrada.   Y Emma nos sugirió este magnífico corto: Birds on the wires.

Un mismo libro: varias lecturas, varios soportes (texto, imagen, audiovisual, musical). Un árbol de ramas enmarañadas que pasa a formar parte de nuestro bosque de lecturas.

2

Quiénes somos: de la mudanza al Bosque

Nada permanece.

Por cambios institucionales tuvimos que abandonar el centro de formación de profesorado en el que nos reuníamos, y unas brujas propusieron acogernos en su Bosque.

Las mudanzas no son sólo cambios geográficos, siempre nos transforman.  Mudar de casa es como mudar de piel, y aunque la esencia sigue siendo la misma, en nuestro grupo de Selección de Lecturas hay cosas que han cambiado.

Nuestro grupo de lectoras (¿para cuándo algún lector?) es más diverso: profesionales de la educación de infantil, primaria y secundaria; una librera; dos especialistas en promoción de la lectura; una socióloga/educadora.  Seguimos juntándonos en círculo –ese círculo de la vida tan imprescindible- para leer, reír, conversar, compartir.  Porque encontramos compañeras de viaje con las mismas inquietudes, con otras formas de mirar que nos enriquecen y nos reflejan y nos acompañan. Como una vez escribió AnaN: “Vengo a este grupo porque me hace feliz, porque me revuelve por dentro, me hace sentirme yo misma, me hace conocerme mejor, ser mejor persona, mejor madre y mejor maestra. Espero con impaciencia las tardes de los martes para compartir con mis compañeras  un poquito de mí misma; porque, como muchas veces decimos, hablar de tus lecturas favoritas es darte a conocer como persona”

También contamos las cosas de otra manera: los que nos seguís desde hace tiempo en nuestro otro blog detectaréis, principalmente, un cambio en la manera de contar.  Está en parte propiciado por el té y los dulces con los que acompañamos los comentarios cuando nos reunimos para compartir lecturas.  También por el ambiente  más informal, distendido, alejado de lo oficial y lo académico.   Pero sobre todo por el cambio de narrador: nuestra librera anfitriona será la que vaya hilando lecturas y experiencias como las heroínas de los cuentos tradicionales.

En cualquier caso, hemos creado este bosque de lecturas en el que esperamos que os sintáis como en casa. Y hemos creado nuevos contenidos que ojalá os  resulten tan interesantes y útiles como siempre.